Buena presentación del colombiano

January 14, 2019

 

El volante ofensivo colombiano tuvo su bautismo en el elenco rosarino. Y más que aceptable. Pidió, buscó y trató bien la pelota. Se adueñó de la pelota parada, e intentó darle juego a un equipo que no lo tuvo. Le faltó asociarse más con Ortigoza, quien al tener al lado a Rinaudo ahora puede jugar más adelantado y suelto, en lo que quizá hubiera permitido algo más de continuidad en el juego.

No tuvo la mejor de las compañías porque los jugadores que los rodearon no tuvieron una buena noche. En sí nadie aprobó. 

El entrenador buscó con este partido, que se vaya adaptando al sistema que busca Bauza, quien también intenta que el colombiano aporte esa cuota de fútbol distinta para lo que fue contratado. Alguien que rompa la ecuación . Quiso definir de chilena en el primer tiempo. Corrió bastante y siempre abrió las manos en clara señal de que quería que le dieran el balón a cada instante. No se apichonó jamás y está claro que el juego de su equipo pasará por ellos (Ortigoza, Barrera, Becker, entre otros) cuando llegue el momento de la Superliga, la Libertadores y la Supercopa Argentina. 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload