Boca cumplió y se metió en semifinales

August 29, 2019

Con la amplia ventaja obtenida en Ecuador, y River en el horizonte cercano, Boca jugó ante Liga de Quito la revancha de los cuartos de final en La Bombonera intentando no llevarse ninguna sorpresa y meterse entre los cuatro mejores por undécima vez desde el 2000 a hoy. 

Gustavo Alfaro no guardó nada y puso lo mejor a disposición. Boca jugó con los once (a excepción de Zárate lesionado), que el entrenador considera un escalón por encima del resto, pero el rendimiento no fue el esperado. El Xeneize reguló y desarrolló poco; quizá por tener a River a días del choque en el Monumental o porque la ventaja lograda en tierras ecuatorianas, lo cierto es que sin tener un dominio abrumador, Boca no sufrió en los 180 minutos de serie.

El conjunto local saltó a la cancha sin extranjeros entre los titulares, pero con todos los extranjeros a disposición del entrenador en el banco de suplentes: los colombianos Villa (ingresó en la primera mitad por Salvio), Campuzano y Fabra, el venezolano Hurtado, el paraguayo Junior Alonso y el italiano Daniele De Rossi. Este último ingresó en el complemento y debutó en el certamen continental más importante con unos buenos últimos 10 minutos de partido mostrando toda su templanza y jerarquía.

Boca jugó a media máquina, como cuidando piernas de cara al clásico del domingo, y también con la amplia ventaja en el excelso partido que jugó en Ecuador. Así se armó un partido chato, carente de ocasiones claras, donde uno no quiso (el local) y el otro no pudo por las limitaciones propias entre planteles. Liga de Quito no inquietó a Esteban Andrada casi en toda la serie. 

Dentro de los primeros 45 minutos, los de La Ribera pudieron irse con una ventaja de, al menos un par de goles, pero eso no ocurrió y las pocas cercanas al arco de Gabbarini no culminaron en gol. Lo más destacado, fue la salida por lesión de Salvio y el ingreso del colombiano Villa. Todo hace indicar que el ex Lanús sería un desgarro en el isquiotibial izquierdo. "Pero sentí algo raro, me caí, me levanté y tenía dolor. No creo que pueda jugar con River", declaró uno de los refuerzos del Xeneize este semestre.

Boca pasó por lo hecho de visitante, y ahora espera esta noche al ganador de River vs Cerro Porteño donde los Millonarios se adelantan por 2 a 0. Ábila, quien salió con una molestia, casi que se constató después del partido, que sería un desgarro en el aductor derecho. De mínima, tendrá para 21 días de recuperación. 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload