Independiente del Valle campeón: el análisis de los extranjeros del finalista Colón de Santa Fe

November 11, 2019

Histórica por donde se la mire, la final de Colón quedará en la historia. A pesar del resultado adverso, el elenco Santafecino luchó hasta el cierre donde estuvo a tiro del empate y, aunque el triunfo quedó para Independiente del Valle, nada se debe reprochar al conjunto sabalero.

El conjunto ecuatoriano se consagró el pasado sábado como campeón de la CONMEBOL Sudamericana-2019 al vencer 3-1 al elenco de Argentina con los tantos de Leon, Sanchez y Dajomeen, mientras que para los dirigidos por Pablo Lavallén fue Olivera quien descontó el ilusionó a los 40.000 hinchas que llegaron a La Olla Monumental en un histórico movimiento de seguidores argentinos que coparon Paraguay. 

Este fue el primer logro de su historia en la primera final única de la Sudamericana, torneo que se disputa desde 2002, pero ya había coqueteado con la gloria en 2016 cuando llegó a la final de la CONMEBOL Libertadores, que finalmente perdió con el Atlético Nacional de Medellín, luego de dejar en el camino a Boca Juniors en semifinales.

Este logro, aseguró el lugar para disputar en 2020 la CONMEBOL Libertadores, la Recopa Sudamericana y la Copa Suruga Bank.

Colón, contó como titulares con tres extranjeros entre los once: el uruguayo Burián, el guaraní Estigarribia y su compatriota Jorge Ortega (ingresó en el complemento) y el delantero colombiano Wilson Morelo. Las actuaciones de estos foráneos fueron dispares. El arquero ex Godoy Cruz, figura relevante en la semifinal ante Mineiro, no tuvo la mejor de las actuaciones y -aunque el clima jugó su papel- pudo haber respondido mejor en los primeros dos goles. En la apertura del marcador, si bien la virtud en el cabezazo de León estuvo en la potencia, el remate de cabeza fue al cuerpo del arquero que, flojo de reacción, no cerró las piernas y la pelota se le escurrió para que sea el primero de los tres goles ecuatorianos.

El segundo, tras un gran desborde de Sanchez, el arquero -perjudicado por un desvío- no reaccionó y cuando lo hizo ya era tarde. El tercero, con un Colón volcado al ataque, no lo tuvo como responsable. 

Estigarribia, de buen encuentro, no pudo aprovechar una de sus principales virtudes como lo es el remate de media distancia. El campo de juego no permitió que exprima su velocidad para atacar por la banda izquierda y centrar para que los delanteros finalicen la jugada. Sufrió la marca y velocidad de los atacantes por el sector derecho de los ecuatorianos y el retroceso fue deficitario. En líneas generales redondeó un aceptable encuentro.

El colombiano Morelo, lo mejor en ofensiva, tuvo una sola falencia: la falta de eficacia. El ex Independiente Santa Fe, lastimó cuando pudo pero su compañero de ofensiva, el capitán Luis Rodriguez, no tuvo un buen encuentro y obligó al colombiano a intentar muchas veces con arrestos individuales.

La final es historia y los ecuatorianos levantaron el trofeo internacional como lo hizo Liga de Quito en el 2008 cuando se coronó campeón de la Copa Libertadores. Colón no tienen nada que reprocharse y ahora deberá apuntar sus cañones a engrosar el promedio, sumando puntos en la Superliga.

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload